Un aceite corporal es un aceite, con o sin fragancia, que se usa en el cuerpo después de la ducha para ayudar a bloquear la humedad y prevenir la sequedad. Nuestra piel produce un especie de aceite llamado sebo, por lo que cualquier producto que contenga aceite vegetal será bienvenido en una piel seca y deshidratada, ya que en general los aceites pueden penetrar en  las 2 o 3 primeras capas de la piel y proporcionar propiedades hidratantes.

A continuación te cuento todo lo necesitas saber para hacer un aceite corporal de lujo.

¿Se pueden usar para cualquier tipo de piel y en cualquier época del año?

Sí, de hecho cada aceite tiene unas propiedades y características concretas. Hay de absorción rápida o no, de tacto seco o graso, siendo por ejemplo el de avellana, babassú, cáñamo, girasol, perilla etc. de tacto seco. Hay con propiedades antiinflamtorias, analgésicas, despigmentantes, reafirmantes e incluso repelentes. Te recomiendo que estudies las propiedades antes de formular y elegir aquellos que mejor se adapten al producto que quieras crear.

Si, puedes usarlos en cualquier época del año. Aunque te sorprenda, me encanta usarlos en verano ya que dan mucha luminosidad a mi piel y la mantienen hidratada sin dejarla grasa. Es cierto que dependiendo de si es verano o invierno suelo reajustar las formulas y cambiar de aceites.

Cómo usarlo

Pon una pequeña cantidad de aceite corporal en la palma de tu mano  y masajea la piel. Lo ideal es que la piel esté un poco húmeda, porque el aceite bloquea la humedad y ayuda a hidratar la piel desde el exterior.

¿Necesita un conservante?

No, este es un producto anhidro, es decir no contiene agua y por lo tanto no requiere un conservante. Sin embargo, algunos aceites tienden a volverse rancios por el calor o las malas prácticas, en este caso se recomienda utilizar un antioxidante como la vitamina E o el extracto de romero.

Se creativX

  • Aunque un aceite corporal es un producto muy sencillo de hacer, es efectivo y delicado. Dependiendo de como lo formules y lo presentes puede llegar a sorprender.
  •  Utiliza siempre aceites de primera presión y en la medida de lo posible ecológicos, y si quieres darle una vuelta de tuerca a tu formulación macera los aceites para obtener más propiedades y crear un producto de 10.
  • No necesitas utilizar aceites esenciales en este producto, pero pueden proporcionar grandes propiedades terapéuticas y aromáticas. De nuevo, estudia las propiedades de los aceites esenciales y elige los que más se adecuen a tu formulación. También puedes elegir de acuerdo al aroma y las sinergias olfativas resultantes de la combinación de dos o más AAEE.
  • Puedes utilizar extractos botánicos oleosos para añadir beneficios y propiedades terapéuticas.

Formula Base

A continuación te voy a dar una fórmula base para que puedas empezar a practicar y disfrutar de los beneficios de un buen aceite corporal.

– Aceites portadores: 90-100%

– Antioxidantes: 1-3%

– Extractos botánicos: 1-5%

– Aromacéuticos: 1%

Procedimiento de elaboración:

1. Mezcla todos los ingredientes.

2. Embotella y etiqueta el producto terminado.

3. Disfruta de tu producto

Hoy he creado dos aceites distintos, ambos de tacto seco para el veranito. Uno con mica dorada para dar luminosidad a la piel y otro para aportar un tono con efecto bronceado. ¿Cuál elegirías tú?

A formular…!!!! 🔬📔✏

 

Apúntate a mi lista y recibe gratis "un pequeño libro de recetas"

 

Descárgate ahora ¡mi Ebook gratis! con una pequeña selección de recetas muy sencillas y útiles para elaborar preferiblemente con ingredientes ecológicos.

Enhorabuena, te has suscrito correctamente. Permanece atento a tu bandeja de entrada...